sábado, 5 de enero de 2013

1 de enero con sabor a sal


Doce y cuarto del mediodía del 1 de enero. Hace sol. Menos que los últimos días, pero sol. La arena está mojada aún. Y fría. El agua, helada. Los pies, hasta hace nada en las botas, se me quedan congelados mientras las olas vienen y van. Hace días que digo que quiero bañarme en el mar para empezar el año. Lo necesito. Necesito meterme en el agua, zambullirme, y nacer de nuevo en este 2013. A mis espaldas, los pantalones, las botas forradas de borreguito, la chaqueta. Unos latinos, que parecen continuar la fiesta, gritan. Sólo entiendo algunas palabras sueltas: "darling", "beach"... Por un momento dudo. No sé si me atreveré. El agua está realmente fría. Pero sí. Sin pensarlo entro decidida en el mar. Pasos cortos pero imparables. Hasta que el agua me llega a la cadera. Y entonces estiro los brazos y me zambullo de cabeza. Buceo unos segundos. El frío intensifica el olor a sal. Abro los ojos. Veo algunas hojas muertas de posidonia y el azul infinito veteado hoy del marrón de la arena que el oleaje hace bailar. No siento frío. Ya no. El agua no parece estar tan fría. Salgo de nuevo a la superficie. Me pican un poco los ojos. Eso me gusta. Siempre me ha gustado. Odio las gafas de bucear, aunque abra los ojos bajo el mar. El aire sí está frío. Se me eriza la piel al contacto del viento con el agua. Vuelvo a zambullirme. Bajo el mar se está tan bien. Tan calentita. Ingrávida. En silencio. Salir es una tortura. Vuelve el frío. Tirito. Siento el agua chorreando por mi espalda desde mi melena enredada por las olas, el bikini lleno de arena, la sal pegada a mi piel. La toalla, enorme, no consigue acabar con el frío. Algunos paseantes, envueltos en bufandas y abrigos miran con curiosidad. Me visto, pensando ya en la larguísima ducha caliente que me espera en menos de cien metros y dos tramos de escaleras. Tirito, pero es agradable, me siento nueva.

36 comentarios:

  1. Qué valor!!!! me parece genial esta forma de renovarse, pero yo no podría. Ufff solo de pensarlo me entran escalofríos.

    Besitos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bea, eso pensaba yo cada año cuando veía algún loco metiéndose en el mar, pero, quizás porque de verdad lo necesitaba, este año no dudé nada. Seguro que sí podrías.

      Un besazo

      Eliminar
  2. Respuestas
    1. Lu, o decidida o no lo haces. A mí me encantó.

      Un besote

      Eliminar
  3. ay qué valiente! yo desde luego no hubiera sido capaz, me cuesta casi en verano con el agua fría así que solo de pensarlo.... seguro que con esa forma de empezar el año irá genial todo
    besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tatty, te aseguro que, si de verdad te apeteciera, lo harías. A mí es que el mar me gusta siempre y tenía tantas ganas de hacerlo que te aseguro que no estaba tan fría como pensaba.

      Un besazo

      Eliminar
  4. Qué envidia me has dado!!Has escogido una forma perfecta de empezar el año.
    Abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Zamarat, la tuya, esperando a Antonio, tampoco está mal...

      Un abrazo

      Eliminar
  5. El bautizo de Dorothy en homenaje al 2013. Valiente. Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Marisa, ¿te puedo robar lo del bautizo para el título? Jajajajaja...

      Besos

      Eliminar
  6. Qué suerte! Hace muchísimo que no piso la playa... bueno, el verano pasado, pero no cuenta porque estuve menos de una hora y eso no es nada :( 'Vaya, vaya... aquí no hay playa' jeje. Desventajas de una madrileña.

    Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Azalea, a mí se me haría tan raro... He vivido siempre pegada al mar, desde niña. Hace unos nueve años, desde que volví de Barcelona, que vivo en la playa. Incluso el día que peor van las cosas sé que sólo tengo que bajar las escaleras para escuchar las olas y oler el mar. Me cura. Piensa en todas las ventajas que tenéis: museos, conciertos, perderse entre la gente, escoger la compañía de la luz, no tener que comprar agua para beber, escaparse de excursión con el coche...

      Besines

      Eliminar
  7. Se me ha empequeñecido todo pensando en el frío que pasaría.

    Pero te haría compañia, yo sería el tipo simpatico y sonriente que te esperaría en la orilla con un termo de café caliente, una copa de (...hasta te dejaría elegir el licor de alta graduacion), un albornos de cuatro capas y un par de botellas de agua caliente.

    El que con una toalla suave te secaria toda, el que te ayudaría a cambiarte el bikini y ponerte algo seco.

    ...en resumidas cuentas, el que se llevaria tu primera bofetada del año.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Guille, es cierto, el frío a mí también me empequeñece el cerebro.
      Si antes de salir del agua veo a un hombre desconocido de pie junto a mis cosas que sonríe y me espera aguantando un albornoz y todo tipo de bebidas calientes igual preferiría morirme de frío a salir del mar...
      En esta experiencia no hay tipos simpáticos y sonrientes que esperan. Todo el que viene se mete en el agua.

      Eliminar
  8. Qué buena manera de empezar el nuevo año, el simbolismo de dejar en el agua todo lo que llevamos cargado a la espalda y renovarnos. Ya fuiste valiente.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Norah, hace años que le daba vueltas, pero siempre pensaba que bañarse en el mar en enero era de locos. Pero no es para tanto. De verdad que el agua no está tan fría.

      Besines

      Eliminar
  9. Renovador yo me bañaba contigo, aunque haga frío como dice Marisa "me bautizo" sin dudas y del tirón. Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Marilú, ¡sí señora! Aunque haga frío de verdad que merece la pena. No descarto hacerlo más a menudo, de hecho.

      Un besote

      Eliminar
  10. Supongo que el frío será más que nada cosa de los primeros segundos. Nunca me he bañado en el mar en esta época pero sí entiendo que compense ese mal rato de tembleque, anterior y posterior. Lo de bañarse en el mar es de esos pequeños placeres, que nos renuevan a veces.

    Ya estás lista para empezar 2013 con fuerzas! ;) ¡Besines!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Rober, pasé más frío cuando metí sólo los pies que al estar metida de lleno en el mar. Yo, lo antes que me había bañado había sido la primera semana de marzo, pero esto no. La verdad es que la sensación al salir es fabulosa.

      Besos

      Eliminar
  11. Nunca me he pegado un chapuzón en el mar en pleno invierno, pero debe ser renovador!
    Aunque en lo del agua fría discrepo, porque por algunas entradas imagino que eres de Catuluña o por esa zona, y creeme que el agua de por ahí no es fría jajjajaja
    De todos modos, feliz año 2013!!

    Besotes ^^

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. MAV, no soy de Cataluña, soy de Ibiza, que queda un poco más abajo aún. Sé que el agua del norte en verano está casi más fría en verano que la nuestra en invierno. Es renovador. Lo difícil es decidirse. Una vez que lo has decidido, ya está.

      Besos

      Eliminar
  12. Tenías que necesitarlo mucho muchísimo. Mira que me gustaría hacer una "locura" así, pero con lo friolera que soy... ¿De verdad ahí debajo del agua se estaba calentita?
    ¡Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Caminante, lo necesitaba una barbaridad, necesitaba sentirme viva. Yo también soy friolera, pero, créeme, no es una cuestión de frío, es una cuestión de decisión. Sí, debajo del agua se estaba calentita, en comparación con lo que sentías, completamente mojada, fuera del agua, con el viento.

      Un besazo

      Eliminar
  13. Nunca me he pegado un baño en invierno. Lo que sí hago es andar por la orillita ahí descalcita. Al principio se te quedan los deditos helados, pero luego te acostumbras. Pero bañarme... Ya es mucho valor... Y a ti te sobra!!!
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Te aseguro Margari, que no es valor. Lo pasé peor cuando tenía sólo los deditos en el agua que cuando me zambullí por completo.

      Besines

      Eliminar
  14. Qué baño renovador para empezar el año! A mí me ha faltado eso estas vacaciones y ya me vuelvo a Viena. Por el contrario, he disfrutado de largos paseos con mi nuevo amigo: un Golden Retriever que se hace querer a rabiar, a quien echaré mucho de menos.
    Espero que el baño te diera las fuerzas necesarias para afrontar este año y más!
    Petonss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Dona, no me extraña que lo vayas a echar de menos... ¿no has podido meterlo en la maleta para irte a Viena? El baño me dio fuerzas, sí. Espero que en tu próxima visita puedas bañarte.

      Un petonàs

      Eliminar
  15. Una historia fantástica... yo lo hice hace un par de años, fue una experiencia vivificadora, pero... no me he atrevido a repetirla
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mientrasleo, me alegra ver que no soy la única loca que lo ha hecho... Yo no descarto repetir en las próximas semanas.

      Besines

      Eliminar
  16. Vaya manera de empezar el año! Espero que el mar haya arrastrado consigo todas las malas vibraciones. 1beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tizire, ésa era la idea. Ya veremos si lo consigue.

      Besines

      Eliminar
  17. Cómo te entiendo... Hace tiempo que no me baño en invierno. La última vez fue un día de temporal y salí del agua eufórico. Ahora hace tiempo que quiero bañarme de noche... a ver si lo hago en 2013. Este año no me había hecho ningún propósito hasta ahora.

    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. M., yo no me había bañado en invierno nunca. Y sí, es verdad que sales del agua eufórica, cargada de energía. Yo, en verano, me baño muchas noches y madrugadas. Es un auténtico placer. ¡Pues ya tienes un propósito! Cuando lo cumplas espero que me lo cuentes.

      Un beso

      Eliminar
  18. El agua del mar que barre emociones, la mar que no permite que se estanquen. ¡Buen comienzo de año!

    Besitos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ely, el mar no se estanca nunca y ya sabemos que la sal limpia los amuletos y las piedras de energías negativas. Lo tiene todo.

      Un besín

      Eliminar

Comenta, habla, opina, grita, chilla, susurra...

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...