lunes, 27 de abril de 2015

'Si hay que matar, ¡se mata!', una 'femme fatale', un par de muertos y unos terrenos por recalificar


Hacía tiempo que me ponía con una de detectives al estilo clásico. Una de detectives en la que toda una femme fatale entra por la puerta luciendo cuerpazo, problemas y miedo y en la que ellos, ante esa visión, no pueden más que rendirse a sus encantos y ayudarla. Poner todo su empeño en salvarla, protegerla y descubrir al asesino incluso sin tener muy claro si la mujer que hace ostentación de sus curvas y su voracidad sexual es la víctima o una mantis religiosa. Realmente, no le hubiera prestado ninguna atención a ‘Si cal matar, matem’ ('Si hay que matar, ¡se mata!', en castellano), de no haber descubierto que sus autores (Andreu Martín y Jaume Ribera) son los mismos que perpetraron algunas de las novelas con las que más me divertí en mi adolescencia, la serie de Flannagan (si no las habéis leído, da igual que hayáis pasado ya la edad del pavo, tenéis que hacerlo). Y esa ironía y ese punto canalla lo mantienen en el protagonista de esta serie para adultos, el detective Àngel Esquius, viudo, aún de buen ver, que a veces ve y siente a su esposa muerta y con dos hijos treintañeros que en ocasiones le dan más problemas que los matones, asesinos, extorsionadores y clientes con los que trata cada día en el despacho. En ‘Si cal matar, matem’, Esquius tiene que refugiarse en un pequeño pueblo del Pirineo por dos motivos: huir del marido de una clienta, que le ha amenazado, y descubrir quién extorsiona y amenaza a Sara Artigues, viuda, femme fatale, aficionada a hablar con diálogos de películas y con tanto dinero como enemistades en un pueblo dividido y enfrentado por el proyecto que prevé construir un campo de golf en plenno bosque. En esta novela no faltan golpes, intrigas, misterios, sexo, amor, policías, dinero, acción, nieve, robos, personajes extravagantes… Y todo salpicado con ese toque de humor e ironía que Martín y Ribera dominan tan bien.

"Aunque parezca extraño, a pesar de que hace muchos años que trabajo como detective privado, nunca he conseguido saber qué y cómo es exactamente una mujer fatal. 
A mí, este adjetivo, fatal, aplicado a una persona, me lleva a pensar en un individuo peor que malo, pésimo, nefasto, desgraciado, peligroso, mortal de necesidad, desagradable, inoportuno y, por lo tanto, repelente y, en consecuencia, feo. Nos obstante, tengo entendido que las mujeres fatales son tremendamente atractivas. Sirenas seductoras y malvadas que te atraen hacia los arrecifes para hacerte naufragar."

Título: 'Si hay que matar, ¡se mata!'/'Si cal matar, matem'
Autores: Andreu Martín y Jaume Ribera
Editorial: Flamma/Columna
Páginas: 286/292
Precio: 19,50€/22,25€

15 comentarios:

  1. Me ha recordado a las películas clásicas de cine negro, no sé por qué cuando se trata de libros no me gustan tanto pero si viene con sentido del humor puede ser interesante así que me lo apunto para que cuando quiera volver al género no tenga que leer otra de nórdicos.
    Un besote Dorothy Bacall

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Norah, la protagonista usa siempre diálogos de películas clásicas de cine negro, es divertido intentar adivinarla. El sentido del humor es lo mejor de los libros de esta pareja y mucho más nuestro que lo nórdico.

      un besazo, y si me necesitas, silba, sólo tienes que juntar los labios

      Eliminar
    2. Tener y no tener. Jaja, vale, he tenido que buscarla en google pero que conste que me sonaba.

      Eliminar
  2. No la conocía y parece una lectura muy entretenida. Reconozco que no leí la serie de Flannagan, si encuentro alguno de los libros en la biblio me acercaré a sus primeros casos.
    Besitos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Marga, lo es, se lee de un tirón en una tarde de lluvia. 'Todos los detectives se llaman Flannagan' creo que era el primero.

      besines

      Eliminar
  3. Me la llevo, porque con Martín estoy deseando probar. Un beso!

    ResponderEliminar
  4. Pues tiene muy buena pinta. Y no me sonaba. Me lo apunto.
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Margari, es un libro entretenido con el que te lo pasas bien y no te rompes la cabeza. De esas lecturas que se agradecen de vez en cuando.

      un besazo

      Eliminar
  5. No conocía a Flannagan hasta hace poquito por reseñas de este libro en otro blog, si parece que me he perdido algo, algo que debo rebuscar :)
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Marilú, yo leí varios en el colegio y el instituto y me gustaron mucho. Y ahora he comprobado que los que escriben para adultos también están muy entretenidos.

      besotes

      Eliminar
  6. Me gusta!!!! Siiiii... esta es de las mías. Aquí la apunto para no olvidarla Dorothy :)

    Besitos!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Nieves, espero que te guste un montón, pues.

      besines

      Eliminar
  7. Ains, los libros de Flanagan, qué recuerdos! No conocía el libro que traes hoy y parece que lo tiene todo, así que le echaré un ojo. 1beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Bieeeeen! Alguien que leyó Flannagan... Mantiene todo lo que nos gustaba de aquellos libros, lo prometo.

      un besote

      Eliminar

Comenta, habla, opina, grita, chilla, susurra...

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...