lunes, 4 de marzo de 2013

'Diario de una sumisa', hasta Grey temblaría

Empecé 'Diario de una sumisa' pensando que sería una nueva novela erótica a la sombra de la saga de E. L. James. Nada que ver. Christian Grey es un blandito al lado de los tres hombres (Mark, Thomas y James) que pasan por la parte de la vida de Sophie (autora y protagonista de esta novela) que nos cuenta en este libro. Vaya, que lo que a Anastasia le parecía difícil de soportar es sólo el aprendizaje de lo que vive Sophie, una sumisa por decisión propia que no puede disfrutar del sexo sin dolor y que no concibe una relación con un hombre que no la domine en los juegos sexuales. De puertas afuera, Sophie es una joven periodista de prensa local (la prensa local parece ser igual en este rincón olvidado del mundo que en Londres, firmo ahora mismo la mayoría de los párrafos destinados a este oficio) moderna, decidida, profesional y responsable. Con un gran secreto que nadie sospecharía: es una sumisa. Ya desde el principio, los juegos sexuales que pasan por las páginas de este libro hacen pensar que los de Grey son un juego de niños. En algunos momentos, incluso, he tenido que dejar el libro, tomar aire, y seguir al cabo de un rato. Si Sophie era capaz de aguantar azotes, golpes con varas, cucharas de madera y palmetas de castigo, mordiscos y pellizcos con palillos, yo apenas podía aguantar el dolor que imaginaba. Por otro lado, me ha encantado cómo explica la autora el cambio que sientes al ponerte un corsé. Cómo cambias física y mentalmente cada vez que aprietas una de las cintas. Porque es así. Sexo aparte, lo que me ha resultado más interesante de este libro es la parte psicológica de la relación entre dominante y sumisa. Cómo Sophie racionaliza y, en el fondo, no entiende muy bien por qué su cuerpo reacciona ante el dolor de la misma manera que el de cualquiera reacciona ante el placer, incluso se enfada por ello en ocasiones. Cómo uno de los dominantes llega a asustarse por sus juegos cuando siente algo por ella que va más allá de lo sexual. Cómo el juego traspasa el sexo y puede consistir, sencillamente, en una larga espera en una situación en la que la sumisa no se encuentre cómoda. 'Diario de una sumisa' no tiene nada que ver con '50 sombras de Grey', no es un cuento de hadas con algo de sadomasoquismo. 'Diario de una sumisa' te muestra que hay mucha diferencia entre juegos sexuales que rocen la dominación-sumisión y que pueden excitarte y gustarte en un momento dado y una auténtica relación dominante-sumisa que es imposible desarrollar si no se tienen tan interiorizados esos roles en los que se obtiene placer del dolor. Propio o del otro. Es dura. Cruda en ocasiones. Duele. Y eso se hace difícil de soportar si no eres una sumisa.

"Los castigos son algo curioso. Una gran parte de la dinámica de D/s está relacionada con el dolor, con infligirlo y soportarlo. Jugar a que me azoten el culo con la mano o la vara es divertido y me pone caliente, pero aquello era diferente. Lamentaba muchísimo haber decepcionado a James, me entristecía que él lo hubiera previsto hasta el punto de guardar instrumentos de castigo en mi maleta. Súbitamente, tendida en esa cama de hotel lejos de casa, torturándome la lengua y los pezones mientars era obligada a hacer cosas degradantes, me sentí muy mal y muy sola. Y sí, soy consciente de que eso es lo que debería hacer un castigo, pero no esperaba que seis palillos chinos y media docena de gomas tuvieran tanto poder."

Título: 'Diario de una sumisa'
Autora: Sophie Morgan
Editorial: Grijalbo
Páginas: 318
Precio: 15,90€

70 comentarios:

  1. No me llama nada la atención, ni Grey ni sus imitadores. Esta vez no me lo apunto, pero la parte psicológica es interesante.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lu, sinceramente, me ha gustado más todo lo que he reflexionado y las cosas que he aclarado de mí misma con este libro que la historia en sí. Creo que vale mucho más la pena leer éste que los de Grey, es más real, menos edulcorado, no idealiza para nada este tipo de relaciones, sino que las muestra con toda su crudeza. Me ha encantado leerlo.

      Besos

      Eliminar
    2. este libro vale la pena leerlo. yo lo leí en una noche. porque realmente envuelve. no es ninguna copia de grey, me parece que tiene su cara propia, vale la pena en verdad. El que aun no he podido leer es Confesiones de una sumisa. donde la historia continua...

      Eliminar
    3. Helena, yo me quedo aquí. No leeré la segunda parte. He decidido no empezar con series de más de un libro, que luego estoy atrapada...

      Eliminar
  2. Pienso que la literatura erótica es muy difícil y no es mi fuerte, aunque adoro cuentos de Anais Nïnn o las novelas de Sade… Las estadísticas muestran que el masoquismo es una de pocas parafilias en que las mujeres superan en porcentaje a los hombres.
    Abrazos y buen comienzo de semana

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Claudia, la buen aliteratura erótica no abunda, sino todo lo contrario. Anais es fabulosa y de Sade me lo leí ya todo, algunas novelas varias veces. Este libro se acercaría más a la crudeza con la que el marqués muestra estas relaciones, supongo que por eso me ha gustado más que las de E. L. James, porque la veo más real, no como un cuento de hadas. No me sorprende esa estadística. Aguantamos mejor el dolor (que se lo digan a Manu, mi último tatuador) y me temo que estamos acostumbradas a sufrir.

      Abrazos, Claudia. Y feliz, feliz semana a ti también.

      Eliminar
  3. Al menos una variante a tanto Grey y por lo que cuentas mucho más interesante. He visto reseñas por ahí sobre este libro. Me provoca una sensación de tira y afloja, de sí pero no.. En fin, ya veré si cae. Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Marisa, no sé si es más interesante, el caso es que a mí me ha hecho reflexionar, algo que, desde luego, no hice con Grey. Supongo que eso se debe a que, de puertas a fuera, me he sentido identificada con Sophie (periodista de un diario local con los mismos problemas y la misma pasión y duddas sobre su trabajo que yo) y eso me ha hecho plantearme cosas que, de otra manera, no me habría planteado.

      un besazo

      Eliminar
  4. Yo lo estoy terminando y me ha pasado lo mismo que a ti, algunas veces tenía que parar de leer porque no aguantaba por lo que estaba pasando Sophie.
    Grey al lado de los dominantes que aparecen en este libro es un santo.

    Un beso!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Carla, si lo estás leyendo sabes bien de lo que hablo. Sí, un santo y un blandito, al lado, especialmente, de James. Ya te leeré.

      Un besín

      Eliminar
  5. A mi tampoco me llama, aunque la parte psicológica qué dices debe ser interesante, pero no estoy yo ahora con muchas ganas de enfentarme a una novela de las que duelen. Quizá en otro momento...

    Lo de los corsés, totalmente cierto.

    Besitos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bea, es una novela que duele físicamente, pero no emocionalmente. Ésas son las que yo, ahora mismo, no aguantaría. Creo que a mí me ha impactado más porque me he visto muy reflejada, en la parte profesional, con Sophie.

      Besos

      PD: estoy deseando estrenar el nuevo, que los que tenía (afortunadamente) se me habían quedado grandes :)

      Eliminar
  6. Entre lo edulcorado de uno y lo duro del otro, no se si habra un termino medio. Pero de momento, este lo voy a dejar para mas adelante (si es que lo llego a leer) porque quiza no me gusten esos roles interiorizados. Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Xula, entiendo que pueda resultar molesto leer ciertas cosas. Debo confesar que no me gustan los términos medios y, puestos a escoger, prefiero lo que se acerca más a la realidad, por cruda que sea, que lo edulcorado.

      Un besote

      Eliminar
  7. Justo ahora que está en pleno auge la novela erótica es cuando a mi menos me apetece leer este género... Encima, este libro tiene una dureza que se me hace difícil soportar ahora mismo en literatura. 1beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tizire, me da rabia que esté de moda porque yo, en realidad, desde adolescente he leído este tipo de literatura, especialmente los publicados en 'La sonrisa vertical', donde hay volúmenes realmente maravillosos, de auténtica literatura. ¡Ahora parece que los leo porque están de moda! :( Es dura, sí, no es fácil de aguantar.

      Besos

      Eliminar
  8. Me pasa un poco como a la mayoría de tus comentaristas, no me apetece mucho leer novela erótica, aunque aprecio que aportes un modelo alternativo a las "Sombras de Grey" que tanto está dando que hablar todavía. Es muy criticado, pero también por eso a lo mejor también muy leído.
    Petonssss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Dona, si no fuera por la polémica E.L.James no habría vendido lo que ha vendido. Desde luego que no le podrían haber diseñado mejor la campaña. A mí la literatura erótica siempre me ha gustado.

      Un petonàs, cuca.

      Eliminar
  9. Ya sabes que la literatura erótica no va conmigo, pero sin duda si alguna ves me animo elegiré este libro porque todos los libros que leo gracias a ti siempre me han gustado mucho.

    Un besote :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Nieves, me alegro de que te gusten los libros que recomiendo, pero si un día alguno no te gusta, dímelo. Si no te gusta la literatura erótica y algún día te decides, no empieces con ninguno de estos, los hay muchísimo mejores.

      Un besazo

      Eliminar
  10. Por fin una novela de este género que suena muy bien. La tendré en cuenta porque me vendría bien para un reto que tengo pendiente.
    Besos (sin latigazos ehhh!)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pakiko, no sé si suena bien, ya digo que lo que me ha gustado no ha sido tanto la novela en sí sino las vueltas que le he dado al coco gracias a ella, pero igual cualquier otra persona la lee del tirón y le parece un asco.

      Besos (no aparecen látigos en la novela)

      Eliminar
  11. El juego psicológico que se establece en una relación, del tipo que sea, es uno de los aspectos más trascendentales de la misma. Estoy de acuerdo.

    A mí me parece una cosa interesante la metamorfosis que sufren algunas personas en las cuestiones amatorias. Personas que en su intimidad llevan a cabo un papel que nunca nos esperaríamos de ell@s.

    Chicas... os estáis evadiendo en lo erótico-festivo y es hora de levantar... el país. Y tenéis un papel principal en una posible recuperación. Dejad las bicicletas para el verano...

    Besos recatados.

    PD No puedo hablar de mi experiencia enfundado en un corsé, jajaja.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. David, el juego psicológico es el aspecto más importante de cualquier relación, es lo que marca y guía todo lo demás y, además, la mayoría de las veces es algo que se nos escapa, que no podemos controlar al 100 por 100.

      La intimidad es eso, la intimidad. Y es absolutamente comprensible que alguien, entre sábanas, sea completamente diferente a lo que muestra de puertas afuera. Aunque creo que es relativamente fácil, si prestas atención, descubrir detalles que te indican qué pasará cuando se cierre la puerta y se abran los cuerpos. Siempre me fijo, por ejemplo, en cómo come un hombre que me interesa. Si le gusta casi todo, se muere por probar sabores nuevos, no teme comer con las manos si hace falta, pica de tu plato, te pide que lo hagas tú del suyo e incluso te ofrece un bocado de su propio tenedor, la noche promete.

      No te metas con mis chicas, que vosotros también tenéis que colaborar a levantar el país y a que tengamos ganas de levantarlo todo nosotras también.

      Besos castos (aunque me temo que las manos y los ojos contradicen esa castidad)

      PD: Seguro que alguna experiencia aflojando tiras de corsé, aunque sea una fantasía, tienes.

      Eliminar
  12. Estas novelas que hay tan extendidas tienen que traer algo nuevo y esta parece que al menos ayuda a reflexionar más allá. Eso le da valor, aunque de momento lo dejo estar. Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Marilú, no sé si ayuda a reflexionar, pero yo lo he hecho. Creo que es algo extraño, quizás la he leído en el momento adecuado.

      Besos

      Eliminar
  13. Al final todo el sexo está en la cabeza, y cada uno amuebla la suya como quiere...o como le dejan.
    Lo del corsé es...tan purificador como catártico.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Reve, estoy contigo, cada cual, siempre que sea un adulto cuerdo, es libre de buscar su placer como se le antoje.
      Lo del corsé es mágico.

      Eliminar
  14. Paso. No quiero saber nada de dolor y mucho menos relacionado con cosas en la que no debería estar presente. Además no creo que fuera capaz de leer esas partes en las que tuviste que parar para respirar. Sólo espero que la gente como Sophie entienda cuanto antes que tienen un problema.
    Besos, peligrosa Dorothy

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Norah, yo lo del dolor no lo comparto, pero entiendo que haya a quien le guste y mientras sea consentido y entre adultos cuerdos... Igual de peligroso es hacer parapente o kite surf (desde que se murió un chico, no puedo mirar cuando lo practican delante de casa).

      ¿Peligrosa? Tienes razón soy un peligro para mí misma ;)

      Un beso, preciosa

      Eliminar
  15. Por lo que cuentas, ya me llama muchísimo más la atención que Grey y sus sombras. Sin embargo, no me animo, es que no me gusta esta nueva moda erótica.

    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Azalea, a mí me ha parecido más interesante y más real. Yo también prefiero la novela erótica tradicional.

      Un besín

      Eliminar
  16. Pues pese a la reseña la dejo pasar, no creo que me guste su lectura, al menos no ahora. Un besote.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Meg, es una lectura difícil, lo entiendo.

      Un besazo

      Eliminar
  17. Pues nada nada, que por mí no lo deje la sumisa, ja ja, eso sí, luego a misa a confesarlo si es menester, je je... Bss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cari, tranquila, que la sumisa me da a mí que sigue en ello...

      Un besote

      Eliminar
  18. Aunque tenga un buen fondo con el estudio psicológico estas historias eróticas con mujeres "que se dejan" maltratar, humillar, etc me dan yuyu y me cabrean. Otra vez será.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mariuca, a mí, precisamente, lo que más me ha gustado de esta novela es que muestra muy bien que la sumisión sólo afecta al sexo. Fuera de él Sophie es una mujer decidida, independiente, que se sabe imponer en el trabajo, que toma decisiones sobre su vida obviando, en algunos momentos incluso, al que es su pareja en ese momento. Eso no condiciona para nada el resto de su vida. Igual que los dominantes, no lo son fuera del sexo. Eso es lo que me ha parecido interesante de esta novela.

      Un abrazo

      Eliminar
  19. Es que Grey, en lo de la dominación, es pura fachada (creo yo), una estrategia para vender. La verdad es que no sé si me animaré a leer este libro. Me atrae mucho el componente psicológico del que hablas pero la sumisión queda tan lejos de mi manera de entender a las mujeres y la relación que deben establecer con los hombres... Quizá sea pura ignorancia, o prejuicio... No lo sé.
    De todos modos, gracias por la magnifíca reseña. Había visto el libro y ni siquiera me había parado a ver de qué iba. Ahora, por lo menos, sé cómo es. Si me animo a leerlo (cuando tenga un estado mental propicio) te cuento ;)
    Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lidia, fachada pura, estoy contigo. Creo que lo cuesta entender es que la sumisión a un hombre no es total ni en todo momento, como, por ejemplo, sí ocurre con Grey. La sumisión es sólo en el sexo y eso es lo que se ve perfectamente en este libro. La protagonista es independiente, fuerte y decidida en todos los demás aspectos de su vida. Quizás sea la educación tan liberal que he tenido en casa y en esta isla, pero estas cosas no me sorprenden ni me alarman. No las comparto, no las disfruto, pero las entiendo.

      Besines

      Eliminar
  20. Es lo único en lo que no entraría en sexo, en causar dolor.

    No me atrae, no me pone.

    Me cuesta empatizar con las personas que gozan causando/sufriendo dolor.

    Seguro que decepcionaria a una sumisa.

    pd: Cuenta, cuenta; cuantos, donde, que????

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Guille, allá cada cual con su placer y sus gustos, aunque no los comparta. No decepcionarías a ninguna sumisa porque si no tienes rasgos dominantes ninguna sumisa se acercaría lo suficiente a ti como para que la decepcionaras.

      PD: no entieno a qué se refieren las preguntas.

      Eliminar
  21. No me terminan de llamar estos libros supongo que porque hay demasiados últimamente, aunque por lo que cuentas este parece diferente y quizás me podría animar con él
    besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tatty, yo siento curiosidad por algunos de estos libros. Me ha gustado siempre la literatura erótica y, aunque la nueva hornada está muy alejada de la buena literatura, me despiertan curiosidad.

      Besotes

      Eliminar
  22. A mí el título ya me hace daño, ya ves.
    Besos,

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Carmen, como ya he dicho más arriba, entiendo ciertas cosas aunque no las comparta. Grey me da mucho más miedo (dominación en todo momento) que Sophie (independiente en todo momento excepto en el sexo).

      Besines

      Eliminar
  23. Pues le has dado una perspectiva un tanto diferente a un título que no me atraía en absoluto. Tampoco pensé que psicológicamente se fuera a meter en muchas profundidades. Me has recordado un poco a la Justine de Sade.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mientrasleo, ya te digo que me ha pillado en un momento en el que le estaba dando muchas vueltas a algunas cosas y supongo que, por inercia, he seguido haciéndolo con este libro. Las reflexiones se deben más a mi estado que al libro, me temo.

      Un besote

      Eliminar
  24. No entiendo el dolor ni la sumisión ni la dominación como opción en la vida. Igual va siendo hora de intentar comprender algo.

    Gracias Dorothy

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jaal, es que ahí está el asunto, la sumisión sólo se da en el sexo, no en el resto de la vida, eso es lo que se lee entre líneas en este libro.

      Un abrazo

      Eliminar
  25. Yo lo tengo pendiente y no estoy muy convencida de que me vaya a gustar. Como lo voy a leer en breve, ya contaré.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Laky, no es un libro fácil y, para que te guste, debes tener la mente muy abierta a comprender ciertas cosas que, por lo que veo, son muy complicadas de entender.

      Un besote
      ¡Ya me contarás!

      Eliminar
  26. Pues a ver si es verdad y este promete lo que cumple... porque Mr.Grey, poco =)

    Besotes

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Shorby, en plan tráiler: "Si Grey te pareció un blandito, es que necesitas conocer a James". ;)

      Mil besos

      Eliminar
  27. Me había topado con la portada seguro, porque me suena muchísimo incluso el título. Pero la había asociado, supongo que como casi todos, con Grey y sus sombras, casi inevitable. No sé si me acaba de convencer pero, al menos, me voy con la perspectiva de que se desmarca bastante de la moda de James. Cosa que ya es un enorme punto a favor.

    Un besín.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Rober, no tiene nada que ver con Grey, más allá del sadomasoquismo. Este es más real, más crudo, nada edulcorado, no está pasada por el tamiz Disney, por decirlo de alguna manera.

      Besos

      Eliminar
  28. Pues... qué te voy a decir... que la Sophie no cuente conmigo. Yo para literatura erótica sigo quedándome con Henry Miller. Ya sé, ya sé, soy un rancio.

    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sorokin, Miller es un gran clásico, que no es lo mismo que rancio.

      Besos

      Eliminar
  29. Si tuviera un poco más de tiempo y menos libros esperándome lo leería.
    El de 50 sombras de Grey no, por lo que me dijo mucha gente literariamente hablando no es nada bueno.
    Me llama la atención también el aspecto psicológico de estas cuestiones, por ello leería el que dices aquí. Necesito 8 vidas solo para leer, ¿cómo se hace?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eva, para lo de las ocho vidas sólo tengo una solución: ¡reencarnarse en un gato! '50 sombras', literariamente hablando no es buena, pero ha servido para que muchísima gente se anime a leer. Sólo por eso, ya vale la pena. Y el personaje de Grey es muy interesante, la verdad.

      Un abrazo

      Eliminar
  30. No es un género que me llame mucho, pero tengo que reconocer que me has picado la curiosidad. Si en algún mmomento me animo con este género, probaré con este libro. Muy buena reseña!
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Margari, si no te va este género, mejor empieza con algún clásico, como Anaïs Nin o Henry Miller, mucho más recomendables literariamente hablando.

      Besines

      Eliminar
  31. Trabaje muchos años con mujeres maltratadas y violadas... la palabra sumisa me produce urticaria...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Marieta, totalmente de acuerdo contigo, pero es que yo creo que una cosa es la sumisión interiorizada, tener miedo de alguien, que te tenga anulada, y otra cosa es jugar conscientemente durante un rato a eso.

      Eliminar
  32. La verdad es que estoy un poco cansada de la erótica y del boom que tenemos ahora. Aún así esta es de las pocas novelas que no me ha picado ni un poco la curiosidad. Creo que esta es una de las pocas reseñas positivas que he leído.

    Lo más que me llama la atención y que en otro momento me animaría a leerla es el tema psicológico que comentas. El porque no puede mantener sexo sin dolor, sin ser sometida y al mismo tiempo no saber porque su cuerpo solo quiere eso.

    De momento dudo que lo lea, quizás en un tiempo cuando el mundo editorial se olvide de la erótica - fuerte (porque erótica en la romántica adulta ha existido siempre) le de una oportunidad.

    Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pasajes, a mí me gustan mucho más las novelas eróticas de hace unos años, antes del boom. Ella misma no encuentra explicación a esa pregunta, aunque se la formula bastantes veces a lo largo de la historia.

      Un abrazo

      Eliminar
  33. Despues de las 50 decepciones que me dio Grey creo que me voy a animar con este libro, a ver ai asi me reconcilio con este tipo de libros!
    Te sigo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Baby doll, si te quieres animar con este género, mejor comenzar con los clásicos, como Henry Miller o Anais Nin o algún anónimo como 'Autobiografía de una pulga'. Mucho mejores que toda las novelas eróticas actuales.

      Besos
      ¡Y bienvenida!

      Eliminar

Comenta, habla, opina, grita, chilla, susurra...

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...